Puntos En Cada Compra
Productos 100% Originales

Tom Ford Aftershave & Fragancias de hombre

Tom Ford es un diseñador de moda americano muy conocido por haber trabajado con Gucci e Yves Saint Laurent y por sus propias líneas de moda y fragancias. Ford creció en Texas y se mudó a Nueva York para asistir a la universidad. Estudió historia del arte en la universidad NYU pero abandonó los estudios después del primer año. Para llegar a fin de mes, apareció en diversos anuncios hasta que obtuvo una beca para el prestigioso colegio de diseño Parsons, que formaba parte del New School de Nueva York, donde estudió arquitectura y posteriormente se mudó a París, donde trabajó para Chloé como becario. Después de graduarse, Ford empezó a buscar trabajo en la moda e intentó ocultar su título dejando solo la referencia a Parsons, porque era una escuela de diseño de gran prestigio.

Su primer trabajo en el mundo de la moda lo obtuvo en una pequeña empresa de deportes en que fue asistente de diseño a finales de los ochenta, tras haberles llamado casi a diario hasta obtener el puesto. Su amistad con el diseñador Marc Jacobs le permitió obtener posteriormente un puesto en Perry Ellis, porque Jacobs era el diseñador jefe. Unos años después, se cansó de Nueva York y la moda americana en general, por lo que Ford empezó a buscar opciones en Europa. Se hizo con un puesto en Gucci y se mudó a Italia. Gucci es una marca enorme en la actualidad, pero cuando Ford llegó, estaba en serias dificultades. La casa no tenía una dirección fiable, era muy impopular y tenía pérdidas millonarias. Con su duro trabajo, se hizo camino hacia la cima y en su puesto de director creativo relanzó la marca a la fama, doblando las ventas en tan solo unos años. La dirección creativa de Ford le concedió a Gucci su renacida gloria y la hizo líder del mercado. La casa de moda creció lo suficiente como para comprar Yves Saint Laurent y obtener el control creativo de esta marca francesa que pasó a manos de Ford, incluso aunque a Yves no le gustasen los diseños de Ford ni sus campañas publicitarias, a menudo controvertidas. Tras una lucha por el poder intensa, Ford fue expulsado del grupo Gucci en el 2004 y perdió todos sus puestos.

Ford no se dio por vencido y lanzó su propia marca con su nombre en el 2005. La nueva empresa de Ford se asentó como marca de lujo y se diversificó desde la moda hacia la fabricación de gafas, fragancias y productos de belleza. Ford enseguida creó su personal y sexy estilo y ha vestido a celebridades de la talla de Tom Hanks, Daniel Craig y Will Smith. El primer perfume de Tom Ford fue creado en el 2006 bajo el nombre de Black Orchid. La fragancia ha obtenido un éxito sin precedentes y aunque inicialmente iba dirigida solo a mujeres, ha tenido también muchos seguidores masculinos, como el actor Eddie Redmayne entre otros, que la califican de fragancia insignia. La primera fragancia masculina fue Tom Ford for Men (2007), que es fresca, amaderada y almizclada, con jengibre, limón, bergamota y hojas de tabaco. Noir (2012) es un aroma nocturno, aromático y versátil que sirve de complemento a la fragancia femenina Violet Blonde. En su lujosa gama Tom Ford Private Blend, Ford ha experimentado con fragancias verdaderamente exquisitas siendo las más famosas para hombre Tobacco Oud (2013) y Tuscan Leather (2013).

Tom Ford nunca deja de crear nueva moda, gafas y perfumes. En el 2009, dirigió su primera película; “A Single Man” con Colin Firth, ganadora de varios premios y una nominación a los Oscar.
Muestra Más